Translate

28 de diciembre de 2014

Regala sexo para tu chica estas navidades.

¡Feliz Navidad queridos tabúes míos! estas fechas todos andamos como locos buscando el regalo perfecto, pues bien, hoy me centraré en los regalos eróticos que podéis hacerle a vuestra chica, seguro que os lo agradecerá. 
Encontrar el juguete erótico adecuado puede ser más complicado de lo que uno puede imaginar, se asemeja a la elección del conjunto idóneo de lencería ya a ti puede parecerte muy atractivo pero quizás a tu pareja le parezca demasiado atrevido y tenga otra idea en la mente. En el caso de los juguetes eróticos puede ocurrir algo parecido. 

Hoy he querido compartir con vosotros algunos consejos para regalar un juguetito erótico a vuestra chica. Hay que tener en cuenta que aunque conozcamos a nuestra pareja podemos fallar pero creo que merece la pena arriesgarse.
Para empezar deberías saber qué es lo que a ella le gusta durante el sexo, vamos, haz memoria y recuerda lo que le pone en la cama. Piensa en aquello que más le excite o lo que le ayude a llegar al clímax. Todo aquello que más loca la vuelva como las caricias en los pezones, la penetración, etc. Todos estos trucos te acercarán más al juguete erótico ideal y podrás descartar muchos en el camino. 
En cuanto a calidad-precio, a ver esto es ya al gusto del consumidor. Las opiniones de los bloggeros dicen que vale la pena gastarse un dinero en comprar algo de calidad, desde mi punto de vista esto no tiene por qué ser así, creo que una "marca blanca" de juguetes eróticos puede ofrecerte lo mismo que otra que tenga más peso. Quizás varíe, sí, pero no tiene por qué, al menos desde mi experiencia os puedo asegurar que he comprado juguetes imitando a las grandes marcas y no me ha ido nada mal, pero insisto eso es algo que vosotros debéis valorar y si el bolsillo os lo permite pues adelante. 
Evita regalar juguetes anales si a tu chica no le va esos temas. Creo que es una estupidez comprarle algo a tu pareja que sabes perfectamente que no le va a gustar. Gastas dinero, tiempo y encima la presionas de una forma u otra. Aunque puedas pensar que es el regalo perfecto para ti, no lo hagas a menos que ella insinúe que está dispuesta a probar el sexo anal. 
Si piensas que le puede gustar, entonces trata de escoger un juguete erótico que resulte atractivo, algo con lo que de ganas de jugar y experimentar. Por ejemplo uno de esos plug anales de cristal que tienen un extremo mas estrecho que el otro, puede ser fascinante ver la penetración a través de uno de estos, y además resbalan muy bien cuando se lubrican.
Desde mi punto de vista y siendo mujer creo que la opción más segura sería un vibrador exclusivo para el clítoris. Creo que el decantarse por esta opción sería la ganadora ya que la gran mayoría de las mujeres alcanzan el orgasmo estimulando el clítoris y los masajeadores que actualmente hay en el mercado son muy efectivos a la par que discretos. 
Así que si tienes claro no le des más vueltas, escoge un vibrador de clítoris y podréis usarlo durante vuestros juegos sexuales e incluso durante el coito. 
A la hora de regalar un juguete erótico a una mujer, es buena idea acompañarlo de otro regalo o bien incluirlo dentro de una cesta regalo, de modo que el centro de atención no sea única y exclusivamente el sextoy aunque viendo los tiempos que corren si no te es posible no te preocupes, yo creo que únicamente con el juguete la harás feliz :)
Aunque si teda un poco de vergüenza regalarle solo eso o si no le gusta tu idea, o le resulta violento o provocativo, siempre sabes que el otro regalo es algo que le gusta y por tanto estará feliz, e incluso puede ayudar a que vea con mejores ojos tus intenciones sexuales.
Como acompañante puedes escoger algún conjunto de lencería, algunos productos de cosmética erótica, o alguna pieza de bisutería, o incluso si tu presupuesto lo permite, algo de joyería nunca falla. También está la opción de los dulces si es una golosa, o uno de esos “vales” tipo “vale por un masaje”, “vale por una cena en tu restaurante favorito”, etc.

Y poco más, esto es todo por hoy, espero que paséis unas buenas navidades y nos vemos en el siguiente artículo y hasta entonces... seguid siendo malos mis queridos tabúes ;)

No hay comentarios:

Publicar un comentario