Translate

20 de febrero de 2013

La tontería de la circuncisión rutinaria



Aunque a muchas personas no les guste, el prepucio del pene es algo natural y, salvo casos concretos, no hay necesidad alguna de eliminar esa piel que recubre y protege el glande. Amputar este pedacito de piel es como hacer una labioplastia rutinaria a las adolescentes – ¿sería absurdo verdad? –.
Realmente la circuncisión es una operación que se recomienda sólo a quienes padecen fimosis (incapacidad para retraer el prepucio) porque puede hacer que una erección sea dolorosa, parafimosis (incapacidad para regresar el prepucio a su lugar una vez retraído), balanitis (infección recurrente del glande) y postitis (infección del prepucio).


La circuncisión rutinaria en Estados Unidos

Es triste, pero en algunas series de televisión norteamericana incluso se ha hecho campaña a favor de la circuncisión, sobre todo mofándose de los hombres que no tienen el pene circuncidado, es el caso de series como Seinfeld o Sexo en Nueva York, donde argumentaban que un pene con prepucio es como un pene sin cara o algo parecido a un Shar Pei.
Por si no lo sabías, en Estados Unidos a la inmensa mayoría de los varones recién nacidos se les hace la circuncisión bajo el pretexto de que es más higiénico y evita complicaciones, es lo que se conoce como circuncisión rutinaria, algo que curiosamente no lo recomienda ninguna organización médica profesional, ni en Europa ni en Estados Unidos.
Y para los que argumentan que un pene sin prepucio es más bonito o queda más estético, sólo decir que no vean tanto porno, cuanto daño ha hecho… Si quieres ver el glande simplemente tienes que tirar hacia atrás.

Circuncisión por higiene

El argumento de que un pene circuncidado es más higiénico es sencillamente absurdo, igual que uno en la ducha se lava las axilas, se puede lavar también el glande, no tiene mayor complicación.
Lo más surrealista sucedió hace unos años, cuando la OMS pidió que se incluyera la circuncisión como una forma de prevención del contagio de VIH, ya que numerosos estudios habían demostrado que disminuye notablemente el riesgo de contagio – ¿entonces dejamos de usar condones?, ¿la marcha atrás también reduce notablemente el riesgo de embarazo no deseado? –.

Circuncisión y religión

El bebe sufriendo, los hombres a lo suyo y la mujer sonriendo
También algunas religiones lo realizan de manera sistemática, por ejemplo los judíos a los ocho días de nacer el niño amputan el prepucio para conmemorar el pacto que hizo Abraham con Dios. Los musulmanes por su parte también lo practican, pero no entiendo por qué Dios necesita estas donaciones de prepucios.

Circuncisión casera (no es broma)

Realmente no entiendo la necesidad de someter a un bebe o a un niño a semejante dolor sin necesidad, lo más triste es que luego sucedan casos como el de hace unos meses en Oregon, donde una madre tras “documentarse” por Internet y ver algunos vídeos en Youtube, decidió circuncidar ella misma a su bebe de tres meses, resultado: bebe trasladado de urgencia al hospital por hemorragia, la madre cinco años en libertad condicional, y perdida de custodia de sus cuatro hijos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario