Translate

14 de septiembre de 2012

Ejercicios de Kegel desde la escuela


Quizás hayas oído hablar de los ejercicios de Kegel, de hecho es posible que en algún momento los hayas puesto en práctica, pero sin demasiada confianza en los posibles resultados. Además, en Tabú hay varios artículos relacionados con esta práctica, si no búscalos ¡vago!
Hoy más que explayarme en sus beneficios, nos hacemos eco de unas declaraciones del doctor Francisco J. Brenes, miembro del Observatorio Nacional de Incontinencia, en un foro internacional que se clausuró ayer mismo en Praga.
El doctor recomendó practicar los ejercicios de Kegel desde la escuela para evitar la incontinencia urinaria. No es un asunto baladí, puesto que actualmente se estima que más de seis millones de españoles sufren incontinencia urinaria, y aunque se trate de un problema que afecta tanto a hombres como a mujeres, resulta que una de cada cuatro mujeres sufre algún episodio de incontinencia a lo largo de su vida.
La incontinencia puede ser fruto, entre otros factores, del envejecimiento, la obesidad, de una cirugía pélvica, por herencia genética, así como por factores psicológicos y nutricionales, y también se asocia a la realización de esfuerzos bruscos como reír, toser o estornudar.
Como ves, los ejercicios de Kegel no son una tontería, realmente nos ayudan a poner en forma los músculos que conforman nuestro suelo pélvico, ayudando a prevenir problemas como la incontinencia urinaria, así como a facilitar el parto o para conseguir mayor placer durante nuestras relaciones sexuales.
Es un método sencillo y totalmente gratuito que podemos poner en práctica en cualquier lugar. Si se realiza correctamente no tiene el más mínimo riesgo, todo son ventajas, de ahí que este doctor recomiende hacer los ejercicios de Kegel desde la escuela. En cualquier caso es mucho mejor que la opción B… que sería pasar por el quirófano para someterse a una cirugía, aunque en ciertos casos de incontinencia es inevitable.

No hay comentarios:

Publicar un comentario